Bloguear por la resonancia

No se bloguea por dinero. Tampoco por la fama. Menos por catarsis. Son razones estúpidas. Dice Stephen King que él escribe por la resonancia. Por esa sensación reconfortante que queda en el lector al llegar al final de un buen libro. Pero también dice que él escribe porque si no, revienta.

Voy a bloguear por la resonancia. Y también para no reventar.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s